Me hace gracia la nueva moda en lo que a ejercicio físico para estar en forma se refiere. Ahora, si eres moderno y quieres ser saludable, te marcas un paseo caminando rápido varias veces a la semana (si es cada día, mejor) y ya estás haciendo lo último de lo último, “power walking”. Esto tiene pinta de llamarse así porque si dices “me voy a andar un rato” queda menos bien que si dices “me voy a mi sesión de power walking”.

La denominación tan moderna de “power walking” para decir “ir a andar un rato” viene, como no, de USA. Allí ahora mismo allí hay una especie de fiebre de salir a caminar porque se acaban de enterar de que es buenísimo. Además, es mucho menos duro que correr (running), con lo que las calles de ciudades, pueblos, y parques, se llenan de gente vestida con ropa de deporte y caminando deprisa. Perdón, practicando “power walking”.

Caminar cada día tiene muchos beneficios. Este mismo mes ha sido publicado un estudio publicado en la revista especializada Arteriosclerosis, Thrombosis and Vascular Biology, por este estudio sabemos que lo importante es la distancia recorrida, no el tiempo.

caminando salud

Caminar puede ayudar a prevenir enfermedades, puede evitar un infarto de miocardio, ayuda con el sobrepeso y además fortalece los músculos.

Si todo esto te parece poco, no hay problema, porque si sales a caminar rápido estás ayudando a tu cuerpo a combatir el imsomnio, y está comprobado que reduce el estrés y que, esos momentos en los que caminas libremente, dedicando el tiempo solo a caminar, la concentración aumenta y la creatividad se dispara.

Caminar vs Correr:

El artículo científico compara los beneficios de caminar con los de correr. Cuando realizamos un gasto de energía igual, correr reduce el riesgo de hipertensión en un 4,2 % y caminar en un 7,2 %.  Corriendo recudimos el riesgo de colesterol alto en un 4,3 %y caminar en un 7%. Correr reduce el riesgo de enfermedades cardiacas en un 4,5% y caminar en un 9,3 %. Así que, por lo que veis, andar aporta muchos más beneficios que correr y además es mucho menos duro para las articulaciones y disminuye el riesgo de lesiones.

Planifica tu momento de Power Walking:

Lo mejor es que decidas tu ruta antes de salir. Así solo tienes que concentrarte en caminar. Lo mejor es que elijas un sitio al aire libre, como un parque. Busca la forma de hacer cada día una ruta y que en ellas haya siempre algún desnivel (cuesta arriba, cuesta abajo).

Busca una meta:

Decide cuantos kilómetros has de caminar cada vez que salgas. Esto debes hacerlo en función de tu forma física y el tiempo que lleves saliendo a andar. 5 Kilómetros es una buena forma de empezar con una forma física media.

Es tu momento:

Va a ser un momento para ti y solo para ti. Sí puedes elegir salir a caminar acompañado/a, pero es bueno que algunas veces  a la semana lo hagas en soledad para concentrarte del todo en lo que haces, esto es, al fin y al cabo, una forma de practicar mindfulness (consciencia plena).

Postura corporal correcta:

No camines de cualquier forma. Tu posición corporal debe ser la correcta. Ten en cuenta algunos detalles como mirar al frente (nunca al suelo) mirando unos unos 15-20 metros hacia delante. La cabeza alta, barbilla y hombros relajados y espalda recta.

postura correcta caminar

Recuerda, tienes brazos:

Es importante dar pasos pequeños y rápidos y, por favor, no cruces los brazos por el cuerpo. Lo mejor es ir moviéndolos acompañando el cuerpo.

Ropa adecuada:

Lleva unas zapatillas de deporte que te resulten cómodas (nada de caminar con zapatos) y elige ropa cómoda. Ahora mismo en casi todas las tiendas tenemos una sección de ropa deportiva, aprovecha, elige prendas que te motiven, y ¡lánzate a la pista!

ropa sport

Protección:

Si sales en horas de sol, recuerda proteger tu piel, usa siempre crema protectora y opta por llevar gafas de sol y gorra.

Sígueme

ladychena

Actriz, profesora de música y teatro, curiosa profesional de la moda y amante de las cosas bonitas. Me encanta escribir de todo a todas horas (o casi), leer mucho, y sobre todo, viajar y viajar sin parar para conocer cada rincón del mundo. La música, el teatro y el arte me alegran la vida. Y los libros. Siempre libros. Muchos libros.
Sígueme