Increible, perfecta, guapísima, estilosa, elegante y genial vemos a Emma Watson, vestida de Prada en la portada de la revista Vogue, julio 2011. Siendo Vogue, una de las cosas de las que Emma ha hablado es su pasió por todo lo relacionado con la belleza, en concreto por el maquillaje. Situadla en el set de rodaje de Harry Potter.

Ese era mi patio de recreo. Me sentaba a jugar con lápices labiales, bases y sombras de ojos que había por allí, y de vez en cuando la jefa de maquillaje, Amanda Knight, me dejaba maquillar a los extras cara para los partidos de Quidditch – Emma Watson (traducción libre)


La belleza que le da su corte de pelo se intensifica con el top de Tom Ford y la falda de plumas con recubrimiento de cobre de Louis Vuitton.

Aunque este vestido de lentejuelas de Prada y el peinado de Christiaan, y maquillaje de Val Garland es casi más espectacular. Una gran portada con una gran actriz. Y vamos a quedarnos con una máxima de Emma, podríamos aplicarla día a día.

Tengo que disfrutar de las cosas buenas porque hacen que las cosas malas mejoren – Emma Watson (traducción libre)