mac-cosmetics-pro-longwear El corrector de la línea Pro Longwear de MAC creo que es algo que hay que tener de forma casi obligatoria, porque ¿quién no se levanta con ojeras? Pues eso, es de lo mejorcito que hay en el mercado para tener mejor cara cada día, unos toquecitos en la zona y voilà!

La textura es muy líquida, mucho menos pesada que la de los correctores en crema (que marcan las arruguitas muy rápido). Importante: no pasarse con la cantidad, poner lo justo, nada más (unas dos gotas). Y el secreto es el de siempre, extenderlo con el dedo anular, que es el que menos presión ejerce en esa zona tan delicada.

Otra cosa estupenda es que no se va si no es con desmaquillador, así que dura muchísimo y a no ser que tengas una piel muy grasa no tendrás que matizarlo con polvos (yo lo agradezco porque los polvos me resecan muchísimo).

Por último, es importante, como en todos los correctores, que no olvidéis tener la zona muy hidratada, porque si no la piel parecerá descamada, pero vamos, no más que con los demás correctores. Si no os atrevéis a comprarlo sin probar podéis pasar por una tienda y pedid una muestra, si los dependientes son como deben ser os la darán con una sonrisa (exceptuemos la tienda Mac de la calle Fuencarral de Madrid, que, por lo general, la simpatía parece que les cuesta dinero).

Fotografías | www.maccosmetics.es

Sígueme

ladychena

Actriz, profesora de música y teatro, curiosa profesional de la moda y amante de las cosas bonitas. Me encanta escribir de todo a todas horas (o casi), leer mucho, y sobre todo, viajar y viajar sin parar para conocer cada rincón del mundo. La música, el teatro y el arte me alegran la vida. Y los libros. Siempre libros. Muchos libros.
Sígueme